En picada los Dolphins, explota el camerino.

Una semana difícil para Adam Gase, luego de no poder explicar claramente sus decisiones en el último cuarto frente a los Colts de Indianápolis, cuándo claramente dejó de confiar en su mariscal de campo (QB) Ryan Tannehill. Las preguntas no se hicieron esperar. Los Dolphins dejaron claro que no hay futuro garantizado para Tannehill más allá de lo que resta de temporada en la organización. Tannehill respondió diciendo que el futuro no era la principal preocupación, sino la clasificación inmediata a la post temporada. Además dijo que el hubiese querido el balón en sus manos en las últimas procesiones frente a los Colts. Lo que demuestra que la luna de miel entre Gase y Tannehill termino. Ya que es de todos conocidos la forma de funcionar de Gase cuándo un jugador expresa públicamente su sentir. Pero la situación no quedó aislada, la visita de Jordan Philips a la que hasta hace poco fuera su casa abonó a la controversia. Philips ha hablado “ hasta por los codos” dejando saber a los aficionados lo que ya no es secreto: si haces una expresión o un reclamo de participación al cuerpo técnico de los Dolphins, Gase te enviará a otro equipo.
En medio de todo esto una de las figuras claves de los Do!phins, el ala abierta (WR) Kenny Stills se hizo eco de Tannehill al reclamar los pocos pases que recibe por la forma en que se llaman las jugadas por parte de Gase. Dejando claro en su crítica “que yo no puedo pasarme el balón a mí mismo”. La situación parece salirse de control en el camerino, el temperamento de Gase y su forma de hablar con la prensa han levantado ronchas entre las figuras claves del equipo y en el peor momento de la temporada, ya que los Dolphins luchan por mantenerse con vida en la carrera por el juego del comodín (wild card).
Para el juego frente a los Bills de Búfalo será importante el juego de la carrera. Si Kenyan Drake y Frank Gore son neutralizados por Tremaine Edmunds y Matt Milano, quien está teniendo una temporada de ensueño, Gase tendrá sólo una opción: dejar el balón en las manos de Tannehill y ser agresivo a la hora de llamar las jugadas. Xavien Howard volverá a ser clave en su responsabilidad defensiva, ya que tendrá que marcar a Zay Jones, quien ha estado frío y caliente durante la temporada, pero sus últimas actuaciones han sido aceptables. Es un juego de rivalidad divisional, dónde las expresiones de Jordan Philips hacen que aumente la misma. Los Dolphins comienzan a caer en picada, su camerino explota. ¿Podrá Gase calmar la tormenta? ¿O será una temporada más de desaciertos? Por el momento los Dolphins lucen a la deriva y sin rumbo fijo. Gase sacó sus actitudes de la sala de prensa y las trasladó al camerino.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s