Obligados a ganar…

En la tarde de hoy los Dolphins de Miami reciben la visita de los Raiders de Oakland. Un equipo que aun con su flamante dirigente Jon Gruden no han podido conocer la victoria en lo que va de temporada. La salida de Khalil Mack ha dejado su defensa inestable y el equipo no ha podido engranar con su mariscal de campo (QB) Derek Carr. Estos problemas deben ser aprovechados por los Dolphins en la tarde de hoy, por varias razones. Deben seguir ganado credibilidad con los cronistas deportivos, que todavía no creen en los Dolphins, y además deben poner la presión sobre New England llegando al estadio Gillete como líderes de la división. También se debe tener en cuenta que para tener record ganador, juegos como el de hoy deben ser ganados, ya que el itinerario las últimas cuatro semanas es inmisericorde, contando a los Patriots, los Vikings de Minnesota, los Jaguars de Jacksonville, y el juego final frente a Buffalo a punto de congelación.
Es importante para conseguir la victoria en la tarde de hoy, establecer el juego en la carrera desde la primera posesión con Kenyan Drake y Frank Gore. Drake debe ser más productivo en la tarde de hoy cuando tenga el balón en las manos, ya que al momento sigue siendo dominante, tal y como finalizó su temporada pasada. Esto le dará la oportunidad al mariscal de campo (QB) Ryan Tannehill establecer su juego por aire con todo su armamento de recibidores abiertos (WR). Siendo un momento importante ya que Tannehill tendrá a DeVante Parker activo en la tarde de hoy. Parker ha sido, cuando está saludable, el blanco preferido de Tannehill. Por el lado defensivo la presión de Cameron Wake y Robert Quinn podrían ser determinantes ya que Carr no está siendo protegido por su línea ofensiva, al punto que Carr ha tenido solo 2.18 segundos para hacer el pase en los primeros dos juegos, siendo el total más bajo en toda su carrera. Minkah Fitzpatrick debe seguir mejorando su juego a medida que gana confianza. Kiko Alonso de repetir su juego de la pasada semana obligara a Carr a ir la mayoría de las veces por aire y es ahí donde Wake y Quinn se dejarán sentir.
La tarde es de fiesta en el estadio Hard Rock Café. Podría ser el momento decisivo de la temporada donde con una victoria los Dolphins le den la vuelta a la opinión pública y se ganen el respeto no solo de los demás equipos, sino de una prensa inclemente que no cree en el talento reclutado por el dirigente Adam Gase. Pero para esto los Dolphins están obligados a ganar.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s